fotos Este fin de semana he tenido ocasión de ver lobos aullando. Fue una experiencia tan bonita que he decidido crear una entrada en el blog para contároslo.
Como celebración de un cumpleaños me desplacé hasta “Cañada Real Open Center” un centro de acogida y recuperación de animales de fauna ibérica situado en las cercanías de El Escorial.
Este lugar, creado en 1988 por la Fundación José María Blanc para la Defensa de la Naturaleza, comenzó siendo un sitio de recuperación y protección de la cabra montés en la sierra de Guadarrama (debido a la caza furtiva), pero poco a poco ha visto aumentado el número de especies acogidas, debido a la adopción de animales heridos que tras ser curados han quedado imposibilitados para retornar a su medio, convirtiéndose en un verdadero centro de interpretación y estudio de la naturaleza ibérica.
A través de una senda, de aproximadamente 2 kilómetros, y mediante una visita guiada tuvimos ocasión de ver especies como el lobo, águila real, cabra hispánica, gineta, gato montés, corzo, jabalí, cigüeñas, etc. La visita y sobre todo las explicaciones que nuestra guía nos dio, nos permitió conocer el comportamiento, características y curiosidades de muchas de las especies que allí residen.
La ruta que allí se hace sigue el siguiente esquema (extraído de su página web):

Ruta por Cañada Real Open Center

El primer animal que pudimos ver fue la “Cabra Montés” (Capra pirenaica victoriae). La guía nos contó muchas curiosidades de estos animales: cómo los machos luchan mediante el choque de la base de sus cuernos para dominar a un grupo de hembras, las diferencias entre los cuernos de los machos y las hembras, cómo se puede estimar su edad a través del número de medrones (o marcas) de sus cuernos y que disponen de pupilas alargadas que le proporcionan un ángulo de visión tal, que son capaces de ver a sus espaldas, en especial mientras comen, por si algún ave rapaz (su mayor depredador) les acecha para poder huir a tiempo o proteger a sus crías. Algo realmente curioso si te fijas.


Cabra Montés en Cañada Real Open Center
Seguimos nuestra ruta observando la ardilla roja (comentando cómo recoge bellotas de las encinas y los robles) y el erizo.
Continuamos viendo gamos con sus “cuernas”. Sí, cuernas y no cuernos. La guía nos contó que estos animales mudan sus cornamenta en primavera (a diferencia de los animales con cuernos, que no se caen) creciéndole de nuevo un tejido cartilaginoso cubierto por un tejido aterciopelado del que se desprenden (frotándose con árboles) cuando el cartílago calcifica.
Los linces boreales dormían plácidamente a la sombra, mientras nosotros observábamos sus diferencias respecto a los linces ibéricos. No pudimos ver el ratón de campo, aunque La guía nos informó de su importancia en la cadena trófica. Seguimos la ruta viendo perdices y faisanes. Muy curioso los llamativos colores del ejemplar macho, al parecer, para atraer a las hembras.
Linces boreales en Cañada Real Open Center
Corzos en Cañada Real Open CenterLos corzos son los cérvidos más pequeños de Europa y tienen una característica mancha en el trasero, llamada escudo. Según nos dijo nuestra guía son animales muy “quisquillosos” a la hora de comer y por ello son muy difíciles de mantener en instalaciones como en la que estábamos. También tienen cuernas que se “desmogan” (se caen) en invierno.
Tortugas de Florida en Cañada Real Open CenterContinuamos viendo tortugas de florida en una charca. Esta especie que es invasora es la que se vende habitualmente en tiendas de animales.

La siguiente parada fue frente a las ginetas, mediano carnívoro que se parece a un gato con cuerpo de comadreja. Continuamos hasta los buitres leonados, ave rapaz (de las más grandes) que se alimenta a base de cadáveres de animales, que divisa gracias a su espectacular vista.


Por fin llegamos al recinto de los lobos. “Ozi” en seguida salió a saludar a la guía, que nos contaba la estricta jerarquía a la que están sometidas las manadas de lobos y como tan sólo el macho y hembra dominantes tienen derecho a procrear. Cuando comenzamos a imitar sus aullidos, rápidamente se subieron todos a un montículo y nos contestaron, pudiendo contemplar y escuchar sus aullidos. Un espectáculo que no soy capaz de describir, así que mejor os pongo un vídeo:



Seguimos viendo una serie de rapaces nocturnas: lechuzas, mochuelos y búho real. Son aves de presa que cazan pequeños y medianos mamíferos por la noche.
La cabra doméstica y los jabalíes fueron las siguientes paradas. La guía nos contó que pese a la creencia generalizada de que los jabalíes son muy guarros dado el olor que desprenden, se trata de un animal muy limpio, que se baña muy a menudo y que es muy improbable encontrar garrapatas u otros parásitos en su pelaje. Su olor proviene de las charcas en las que se baña.
Rapaces en Cañada Real Open CenterEl ágil zorro no paraba de moverse en el interior de su recinto y continuamos para ver a los ciervos, que sentados a la sombra dejaban pasar el tiempo. Seguimos viendo gatos monteses, cuya cola con tres anillos negros y la punta negra es lo único que lo distingue de un gato doméstico.
En una laguna pudimos observar la representación de la avifauna típica de estos ecosistemas. Ya finalizando y tras ver algunas aves rapaces diurnas, observamos el águila culebrera, la rapaz más grande de nuestro país que se puede cernir. El muflón, el ancestro de las ovejas, y el burro fueron los últimos animales que tuvimos ocasión de ver.
En definitiva, un lugar en el que, si te gustan los animales, podrás pasar un buen rato y aprender cosas nuevas.



Related News


Fotos de hilos dentales en la playa
Fotos horribles de cadaveres
Fotos de la barra del matador
Fotos del desierto de la tatacoa
Fotos de mujeres rusas y ucranianas
Fotos de comida tipica guatemalteca
Fotos bruna marquezine e neymar
Fotos de chris brown desnudo sin censura